La Congregación del Espíritu Santo fue fundada en Pentecostés del año 1703. Fue la fecha del 27 de mayo de 1703, que Claudio Francisco Poullart des Places consagró su humilde comunidad de estudiantes pobres al Espíritu Santo, bajo la consigna de "estar preparado para todo tipo de misión" y estar siempre disponible para irse a los lugares de misión donde difícilmente se encuentra misioneros. Por esta razón los Espiritanos tomamos como fiesta fundacional la fiesta de Pentecostés.

El año 1848, la Congregación del Espíritu Santo se fusiona con la sociedad del Inmaculado Corazón de María más conocida como la Obra de los Negros, cuyo líder espiritual es Francisco Libermann. Este, al concretarse la fusión, pasará a ser el próximo superior general de la Congregación del Espíritu Santo bajo protección del Inmaculado Corazón de María.

Actualmente los Misioneros Espiritanos estamos en, aproximadamente, 60 países dispersos en los 5 continentes. Intentamos ser siempre fieles al carisma fundacional de nuestros fundadores y vivir la alegría de ser misionero en cualquier del mundo, sobre todo en aquellos lugares más pobres y sencillos. 

.


Claudio 

Poullart des Places 



Frascisco Maria Pablo

LIBERMANN